Si te gustan las cremas de licor como Tia Maria o Baileys con toda probabilidad también te gustará el Amarula. Se trata de una crema de licor, elaborada en Sudáfrica, cuyos ingredientes principales son azúcar, nata, y el fruto del árbol marula, propio del paisaje africano y muy querido por los elefantes, tanto que se le conoce también como el árbol del elefante, ya que estos enormes mamíferos los suelen rondar para devorar sus frutos sin prisa pero sin pausa.

Por tanto, a diferencia de las cremas de licor mencionadas, para la elaboración del Amarula no se emplea ni café ni whiskey, sino un fermentado de la pulpa del fruto de la marula. En la propia botella podremos observar al elefante, el árbol y sus frutos amarillentos.

Esta crema de licor posee un color leonado, con intensos y exóticos aromas de marula, seguidos de notas de café y chocolate. Es muy cremoso en la boca, donde se impone el sabor de la marula, pero a continuación en la nariz se mezclan todos los aromas dando lugar a un deleite sensorial.

Salió al mercado a finales de la década de 1980, y desde entonces ha gozado de gran prestigio, no en vano, en lo últimos años Amarula ha ganado varios premios a nivel internacional, como por ejemplo sus medallas de oro en el International Wine & Spirit Competition en los años 2006, 2007 y 2008, seguidas de una medalla de plata en 2009, que lo sitúan como uno de los mejores licores del mundo.

Para su elaboración se comienza por la recolección del fruto entre enero y marzo – que es cuando ya ha madurado y caído al suelo –, de ahí pasa a las plantas de procesamiento donde se separa la cascara de la pulpa y la nuez del fruto de la marula.

Por tanto, lo que interesa es el grano y la pulpa, con ellas se elabora en la región no sólo el Amarula, sino también una gran variedad de productos alimenticios y de cosmética, como pueden ser aceites, bebidas con o sin alcohol, mermeladas, etc. Como dato curioso, comentar que la pulpa de este fruto es muy rica en vitamina C.

El proceso de elaboración del licor de marula es similar a la elaboración de un vino, aunque en principio se procesa por separado: la pulpa es fermentada y la nuez es prensada y destilada, luego si tiene un envejecimiento en barrica de roble durante un par de años, tras lo cual se elabora la crema de marula con un volumen de alcohol del 17%.

Sin duda, el Amarula es una de las mejores aportaciones de Africa al mundo de la coctelería y los espirituosos.